No volvió el asado, ni la alegría, pero volvieron los cortes de servicios. Edenor ya lo había hecho, ahora fue Aysa, dirigida por la esposa de Sergio Massa; Malena Galmarini, quien privó de agua a todo el distrito.

 

Cuando designaron a Malena Galmarini al frente de Aysa, muchos dudaban de su capacidad, pues su única “virtud” parecía ser su matrimonio con Massa y ser hija de un político, cuestionado, del peronismo. Poco a poco va confirmando las teorías de sus detractores con acciones que demuestran que no solo no está capacitada, tampoco tiene interés por aprender, dado que su principal interés es en promocionarse en medios cautivos y en temas de la política nacional, como el aborto, críticas a Macri, pronósticos de aumento de la pobreza. Pero no se ocupó de la falta de agua en la villa 31 y responsabilizó a Larreta por esa carencia, cuando es ella la Presidente de Aysa.

Ahora, la empresa que tiene a cargo, se suma a la lista de empresas de servicios que volvieron a los cortes. Tres de Febrero se quedó sin agua y pese a que la duración informada por AySA del corte era desde la medianoche hasta las 18 de este domingo, sin embargo, la interrupción del servicio se prolongó durante muchas más horas, y afectó a Sáenz Peña, Caseros, Villa Raffo, Villa Bosch, Santos Lugares, Martin Coronado, José Ingenieros, Loma Hermosa, Ciudadela, El Palomar, 11 de Septiembre, Pablo Podesta y Remedios de Escalada.

Según la web de la empresa el corte se iba a extender hasta la 3 de la mañana de hoy, sin embargo, vecinos aseguran que el agua no volvió a sus tanques hasta entrada la mañana.

Los trabajos, dicen, tuvieron que ver con “tareas de mantenimiento en instalaciones para renovar y poner a punto todos los sistemas internos”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.